lunes, 15 de marzo de 2010

DE CABINA EN CABINA

Ayer pude dedicar un par de horas a recorrer la ciudad y buscar posibles lugares para el rodaje.

Tuve especialmente presente la escena en la que Oscar se dirige a una cabina de teléfono para efectuar una llamada. Por eso me detuve frente a tantas cabinas como me encontré en el camino.
Tal y como me imagino la escena, el entorno de la cabina debe acentuar el estado de tensión que en ese momento siente Oscar ante la llamada que va a realizar.

Aunque en fotografía es más dificil de percibir, en alguna de estas localizaciones, con el teleobjetivo de la cámara tirando a tope (no situamos tan lejos como podamos del personaje para ofrecer un Plano Medio Corto) el continuo paso de personas en primer término entre el objetivo de la cámara y la cabina, y el trasiego de vehículos al fondo, consiguen transmitir ese efecto dramático de tensión (tenemos que conseguir movimiento interno en el plano, personas que pasen desenfocadas, fondo también fuera de foco y reflejo de coches en cristales)


No me he decidido todavía por ninguna de las cabinas. De todas he grabado distintos valores de plano- PG (plano general), PM (plano medio) y PPs (primeros planos)- y he buscado referencias, para ver como funcionan. Evitar que la marca azul tenga protagonismo también es uno de los objetivos, aunque es complicado.

La decisión final aquí tiene importancia porque a nivel de interpretación del personaje de Oscar es una escena intensa, con muchos matices para el actor. Y el contexto tiene que estar a su altura.

No hay comentarios: